-La legisladora recibió esta mañana más mochilas aspersoras para las próximas entregas que estará realizando en las comunidades de su Distrito

A toda marcha se encuentra el programa “Trabajando por el Campo”, echado a andar por la diputada del Distrito de Puruándiro, Julieta Gallardo Mora en apoyo a los productores agrícolas afectados por la crisis.

La vicepresidenta de la Mesa Directiva de la LXXV Legislatura del Congreso del Estado, recibió esta mañana más mochilas aspersoras para las próximas entregas que estará realizando en las comunidades de su Distrito.

“La distribución de estos apoyos la hacemos como medida contracíclica ante el alza desmedida en los insumos, sobre todo de los fertilizantes que se han duplicado en precio, elevando los costos de producción de manera increíble poniendo en riesgo y a punto del colapso al campo y la pequeña producción, sobre todo la de autoconsumo”.

Recordó que las mochilas aspersores sirven para foliar sus cosechas y para nutrir sus plantas y algunos controles de plagas, frente a las afectaciones generadas por el cambio climático que han impactado a los productores con la presencia de más plagas.

La también integrante de la Representación Parlamentaria recordó que de noviembre de 2020 a noviembre 2021, los fertilizantes registraron un incremento descomunal en sus precios: la urea tuvo un alza del 141%, el fosfato diamónico (DAP) un 82%, el fosfato monoamónico (MAP) 84%, y el Cloruro de Potasio un 129%.

“Frente a esta situación a la que se suman las afectaciones de la guerra entre Ucrania y Rusia, éste último, el principal proveedor de fertilizante en México, es urgente multiplicar las acciones de apoyo a nuestros productores”.

Julieta Gallardo puntualizó que la distribución de las mochilas forman parte del programa “Trabajando por el Campo” el cual, es un esfuerzo que ha emprendido en su carácter de representante popular como una medida solidaria hacia los productores de su Distrito.

“No hay que olvidar que la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural no cuenta con programas de asistencia técnica ni la oferta mínima para el equipamiento rural, mucho menos para la tecnificación de los pequeños productores y ni hablar de subsidios o créditos con bajos intereses, tanto que el seguro catastrófico de plano desapareció”, recordó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.